Dra. Alexandra Galletti

¿Por qué siento dolor durante el coito?

El dolor durante el coito es un problema frecuente y cuyas causas pueden ser tanto físicas como psicológicas. Cuando ocurre una contracción involuntaria de los músculos vaginales y es imposible penetrar con el pene, dedos, juguetes sexuales, tampones o espéculos estamos hablando de vaginismo: un trastorno muy incómodo tanto para la mujer que lo padece como para su pareja. Cuando el coito sí es posible a pesar del dolor, el término correcto es dispaurenia, la tercera causa por la que las mujeres acuden al ginecólogo. Pero, ¿cuáles son sus causas? ¿Por qué sucede esto? Tu sexóloga en Los Angeles te lo explicará

Problemas de lubricación

Las causas de la resequedad vaginal pueden ser diversas: un juego previo deficiente, desequilibrios hormonales a cualquier edad o disminución de los niveles de estrógeno después de la menopausia, luego del parto o durante la lactancia.

Consumo de medicamentos

El consumo de antidepresivos, antihistamínicos o de medicamentos para controlar la tensión arterial puede afectar directa e indirectamente la función sexual.

Pastillas anticonceptivas

Algunos anticonceptivos pueden alterar negativamente la libido, dificultando la excitación y por consiguiente la lubricación vaginal.

Infecciones vaginales

Infecciones vaginales o en las vías urinarias y los eccemas en la piel de la zona pueden causar ardor, dolor e incluso imposibilitar la penetración.

Otras enfermedades

Endometriosis, prolapsos, fibromas uterinos, cistitis, síndrome de colon irritable, adenomiosis, hemorroides o quistes ováricos pueden generar molestias en el coito hasta llegar al punto de impedirlo.

Problemas en el suelo pélvico

La debilidad del piso pélvico influye en la irrigación sanguínea de las paredes vaginales, incidiendo directamente en la lubricación. ¡Sin lubricación no hay nada!

Los músculos del piso pélvico son una pieza fundamental en las relaciones sexuales. Tanto así, que cuando una mujer tiene un pico de estrés la zona puede llegar a tensarse, provocando dolor durante la penetración.  

Como sexóloga clínica siempre recomiendo los efectivos ejercicios Kegel y algunos juguetes sexuales para fortalecer el suelo pélvico.

Problemas psicológicos

Ansiedad, depresión, baja autoestima, inseguridad, miedo a los encuentros íntimos o secuelas  psicológicas y/o emocionales por violaciones o malas experiencias en relaciones anteriores pueden causar estragos. Es un hecho que la mente domina al cuerpo, para bien o para mal.  

¿Cómo solucionar el dolor durante el coito?

Como ven, las causas pueden ser múltiples por lo que los tratamientos son muy variados y complementarios dependiendo del caso: terapia psicosexual, terapia de parejas, hormonas, fisioterapia, ejercicios Kegel para fortalecer el suelo pélvico, bolas chinas y otras alternativas.

Mi recomendación es que apenas sientas molestias consultes con tu especialista de confianza. Tanto el vaginismo como la dispaurenia son 100 por ciento tratables. Cualquier duda, contáctame.   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

es_ESSpanish
es_ESSpanish
This website uses cookies and asks your personal data to enhance your browsing experience. Este sitio web utiliza cookies y recopila información personal para una mejor experiencia de usuario.